febrero 02, 2012

Vendedores éxitosos / Negociadores profesionales

La Figura del Vendedor

Sabias que aunque no te dediques al mundo de las Ventas, cada instante de tu vida amerita una negociación, desde que se inicia nuestro día comenzamos cuidando y arreglando nuestra presencia, para mostrar lo que queremos que las otras personas perciban de nosotros, vendiendo así nuestra mejor imagen personal, si queremos tomar una importante decisión negociaremos con nosotros mismos, si eres padre o madre negociaras con tus hijos constantemente, ya sea para que terminen sus deberes, se alimenten correctamente o hagan cualquier cosa en el hogar adecuadamente, igual pasa o hacemos con nuestras parejas, nuestro jefe, nuestros vecinos y nuestros empleados, o incluso siendo un profesional independiente nos tocara vender eficientemente nuestros servicios, por eso el adquirir o desarrollar ciertas habilidades vinculadas con el mundo de las ventas o negociación nos pueden apoyar en todas las áreas de nuestra vida. Y hasta podrían hacer que nuestro futuro en los negocios dependa de cómo ponerlas en práctica.

Comprar y vender es parte de nuestra sociedad capitalista y los mecanismos de mercadeo se perfeccionan cada vez más, pero la imagen de “vendedor”, ese individuo conocido como la persona que mueve los contactos, que cierra los negocios, que genera ingresos y representa en todo momento a la empresa para la que trabaja, sigue teniendo una sombra muchas veces negativa y en algunos casos de paralizantes paradigmas, generalmente en el pasado muchas personas se iniciaban en el campo de las ventas por accidente y la verdad son muy pocas y privilegiadas aquellas personas que se prepararon para asumir el campo de las ventas como una profesión, lo cual hoy en día ha cambiado muchísimo y cada vez son más las empresas que buscan desesperadamente esos profesionales, capaces de enfrentar a los clientes más exigentes y lograr su fidelidad, con calidad de servicio, después de haber conquistado su primera venta.

Por eso es importante revisar esa actitud cuando estamos ofreciendo algún producto o servicio a cualquier persona ya que inevitablemente si creemos o sentimos que nuestras palabras solamente buscan cerrar un negocio para ganarnos un porcentaje, el cliente percibirá nuestro sentimiento y aunque lo digamos de muchas formas diferentes el tono de la voz y tu lenguaje corporal hablaran por sí mismos, por eso es importante estar claros a la hora de vender cualquier cosa y sentir la confianza necesaria en nosotros como personas luego en nuestro producto, de esta manera estaremos hablando desde la verdad y no será necesario hacer un esfuerzo mayor para convencer a nuestro cliente, estudiar y conocer nuestro producto, saber sus ventajas nos permitirá posicionarlo y cerrar igualmente ese negocio, que con seguridad nos arrojará el tan esperado beneficio económico, sin hacer que nuestro cliente se sienta acorralado.


Nunca vallas a visitar a un cliente con la intención de venderle algo, a menos que puedas responderle por qué debe hacer negocios contigo

El mundo de las ventas sigue siendo una de las actividades más retadoras y productivas del mercado, es por esto que debemos estar cada vez más preparados para convencer a nuestros clientes de que les estamos ofreciendo un beneficio o algo que realmente le brinda una solución o le aporta valor a su vida.

Este debería ser el verdadero enfoque del mundo de las ventas, para que nuestro cliente reciba verdaderamente un beneficio, sin importar que producto o servicio estemos ofreciendo, por eso es importante dejar atrás nuestros propios problemas y concentrarnos únicamente en satisfacer las verdaderas necesidades de nuestro cliente.


El cliente no siempre tiene la razón

Gracias a esta vieja creencia durante muchísimo tiempo se creyó que los vendedores deberían ser sumisos y brindarle a sus clientes todo lo que estos pidieran, sin importar lo que el vendedor creyera o pensara, sin embargo hoy en día un verdadero hombre o mujer de negocios realmente profesional y eficiente, es aquel capaz de  negociar sin perder su poder personal. Es por esto que como vendedores debemos estar preparados para enfrentar eventuales rechazos, pero sin perder ese talento especial de poder comunicarnos eficazmente e influir en los demás y expresar sin límites lo que  verdaderamente somos, pero para lograr esto también es importante valerse de algunas recomendaciones:

  • Saber reconocer e identificar nuestras cualidades, nuestro talento y expresarlo con libertad
  • Mantener una imagen y apariencia personal que apoye lo que verdaderamente eres y quieres expresar
  • Valora tu tiempo, no permitas que un cliente te haga esperar más de lo necesario
  • Confía en tus capacidades y trata de serte fiel a ti mismo

…Tu futuro depende de tu actitud